10 canciones relajantes que te devolverán la calma al volante

20 junio | 2016 | Goodyear

En medio del atasco más caótico, ahora que el calor amenaza con poner a prueba los nervios de cualquiera conductor, pasamos revista a algunos de nuestros temas preferidos para regresar a casa de la forma más zen y relajada posible. Una playlist para no perder el espíritu zen con el tráfico. ¡Pon nuestra lista de spotify a prueba! Te garantizamos momentos zen a prueba de colas de entrada en la playa y de lunes de vuelta al trabajo.

Amy Winehouse – Valerie. La recuperación de este tema de la mano de Mark Ronson y Amy Winehouse, recurre a arreglos más intimistas que el original, aún hoy el tema más conocido de los Zutons. La textura del piano eléctrico y la voz cálida de la malograda diva hacen de este bonus para «Back to Black» nuestra versión preferida de esta gran canción.

Ed Sheeran – Photograph. Tras hacerse con premios de mejor compositor y mejor álbum del año en 2014 y 2015, en 2016 solo el gigantesco éxito de Adele consiguió batir a Ed Sheeran. Las poéticas imágenes, muy explícitas en las palabras de «Photograph», hacen de este tema una primera elección cuando pensamos en temas que nos hacen escapar.

Carla Bruni – Quelqu´un m´a dit. En (500) Days of Summer, “Quelqu´un m´a dit” es la banda sonora del amor nunca cumplido de Joseph Gordon-Levitt y Zooey Deschanel, capturados en película en sus años más frescos y joviales. La canción de Carla Bruni trae el tono perfecto para pintar esa relación: «On me dit que nos vies ne valent pas grand-chose, Elles passent en un instant comme fanent les roses»…

Sufjan Stevens – Should Have Known Better. Profundo y, en ocasiones, bastante sombrío, el álbum de 2015 de Sufjan Stevens habla sobre la infancia del cantante, temática capaz de producir agridulces recuerdos en cualquiera, pero que funciona siempre como una forma de escape dondequiera que nos encontremos, en cualquier altura de nuestra vida.

Beyoncé – Crazy in Love (rmx). ¡Tranquilos, no hace falta que nos acuséis de sacrilegio y nos montéis un juicio por combate! Nos gusta Queen B en sus momentos más pop y rítmicos, pero en esta versión hot, en ritmo downtempo, «Crazy in Love» se hace una canción aún más potente y convincente. Con tonos épicos, dignos de una gran tema de una película de James Bond, es otra visión de la canción que, en 2003, pondría a Beyoncé definitivamente en el estrellato.

Fleet Foxes – White Winter Hymnal. A pesar de su público inicial joven, hip y barbudo, los Fleet Foxes consiguieron un reconocimiento masivo que ya los ha llevado por casi todo el mundo. Las armonías y el tono bien dispuesto de las composiciones de estos naturales de Seattle están perfectamente plasmados en este tema y no podemos, por más que lo intentemos, dejar de tararear ”wooowooowoooo» al ritmo de «White Winter Hymnal».

M. Ward – Let´s Dance. ¿Qué decir de la conjunción de dos de nuestros nombres preferidos del pop en un mismo tema? M. Ward va a las raíces de la música folk americana para crear algunos de los mejores discos de la indie de los últimos años. Por su lado, David Bowie tuvo demasiadas fases para catalogarlo de una única forma. Del genio del segundo y de la delicadeza del primero sale esta magnífica cover que ofrece nuevos colores al original, mucho más pop, de 1983.

John Legend – Ordinary People. “Take it slow”… un buen mensaje para acompañarnos de vuelta a casa e ignorar los coches parados y la bocina del conductor estresado del otro carril. Aquí, cuando opta por un formato más clásico y contenido solo en compañía del piano, John Legend muestra por qué es un valor seguro del Soul y R´n´B.

Sam Smith – I´m Not The Only One. Continuando con el piano rigiendo el tono, llegamos a Sam Smith, que opta por sumar orquestaciones de cuerdas a una estructura clásica del Gospel. Mucho más luminoso que «Stay With Me» o «Money on My Mind», es una compañía perfecta para los largos atardeceres del verano.

John Lennon – Beautiful Boy (Darling Boy). Nos gusta terminar nuestras playlists siempre con un tema más antiguo y teníamos esta perla de John Lennon ya guardada desde hace algún tiempo, a la espera del momento ideal para soltarla Es, desgraciadamente, una de las canciones relativamente ignoradas en la discografía del ex-Beatle, pero se adapta muy bien a una playlist cool y bien dispuesta como ésta, pensada para alejarnos de todo el caos de la hora punta y creer que todo va a ir bien. «The monster´s gone, he´s on the run and your daddy is here»…

Good Year

Si quieres saber más de motor, rutas en coche, viajes y planes, déjanos tu e-mail y te mantendremos informado de toda la actualidad

¡Prepárate para tu siguiente aventura con GoodYear!

Good Year Kilometros que cuentan