Coches descapotables: los modelos más caros y curiosos

20 marzo | 2019 | Goodyear

Los coches descapotables han existido desde los inicios de la historia de la automoción. La capota que los convierte en cabriolets o convertibles apareció a principios del siglo XX y desde entonces han existido dos tipos de coches descapotables: los tradicionales con techo de tela y aquellos con techo de aluminio que se recoge electrónicamente.

Habitualmente asociamos los coches descapotables con una conducción más deportiva y alto nivel adquisitivo. A mediados de los ochenta, las líneas de los convertibles eran tipo sport y solían ser biplazas, aunque a medida que pasaron los años se hicieron más versátiles llegando a las 5 plazas pero sin perder ese aura de lujo y sofisticación. Descubre con Goodyear los 5 modelos de coches descapotables más caros y curiosos.

Lotus Elise 220 Sport

En 1996, Lotus sacaba a la venta su primer modelo Elise y lograba relanzar la marca británica en el mundo del motor. El nombre del modelo se lo puso el entonces director de la compañía, Romano Artioli, que decidió llamar al nuevo deportivo como su nieta Elisa. Este descapotable de dos puertas ha ido evolucionando durante estas dos décadas hasta convertirse en todo un icono y uno de los coches más apreciados de la marca con sede en Hethel (Reino Unido).

Conmemorando su primer lanzamiento, Lotus sacó la serie Sport con 220 cv, logrando el galardón de mejor deportivo del año para EVO, ya que sus componentes son los mismos que los del Lotus Elise 250 Cup usado en competición. Este coupé ronda los 50.000 euros y cuenta con caja de cambios manual de seis marchas, una aceleración de 0 a 100 km/h en 4,6 segundos y 1796 cm3 de cilindrada. En ocasiones se ha afirmado que es un coche sobrevalorado, pero lo cierto es que triunfa entre los amantes del motor y sus líneas deportivas han sido imitadas en varios modelos de la competencia.

Mercedes SLC Roadster

Uno de los descapotables con mejor relación calidad – precio de 2019 es el Mercedes SLC Roadster. Nueve velocidades en el cambio automático personalizado (desde ECO hasta Sport +) y motor biturbo de 385 cv por algo más de 75.000 euros en su versión AMG.

Este cabrio, sucesor del antiguo SLK, mantiene la elegancia de la marca de Stuttgart sin descuidar los rasgos deportivos, dando lugar a una aerodinámica suave pero atractiva. Además, a la habitual tracción trasera de la marca se le une un sistema de escape deportivo y un motor V6 biturbo que rinde 367 CV.

Rolls-Royce Drophead Coupé

564.000 euros por 460 cv, ¿caro? No, Rolls-Royce. La marca de lujo por excelencia. Tanto su versión Phantom 6.7 V12, como la Phantom Extended Wheelbase 6.7 V12 rondan el medio millón de euros de pura ostentación. De hecho, la marca afirmó en a principios de este año que su única intención era fabricar el mejor coche del mundo. Por ello, en Rolls-Royce han cambiado su base al aluminio para lograr una mayor ligereza, han invertido en insonorización para una mayor comodidad y los asientos traseros prácticamente se reclinan hasta volverse horizontales (ojo, una de las versiones incluye asientos cama).

Rolls-Royce es la marca experta en el detalle. En su modelo descapotable no olvida la nevera para guardar botella de champán y dos copas, ni su famoso paraguas valorado en 900 euros escondido en el interior de sus puertas. Pero si lo que te interesa es las características técnicas del vehículo en sí también quedarás encantado: 571 CV, 900 Nm de par a las ruedas traseras y suspensiones neumáticas con cámara que anticipan el estado del asfalto y se adaptan al trazado. Un descapotable sin nada que se le parezca.

Audi R8 Spyder

El Audi R8 Spyder V10 plus enamora gracias a su su motor FSI V10 de 5,2 litros, capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 3,3 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 328 km/h. Sus 610 cv de potencia, discos de freno carbocerámicos y su sistema S tronic de 7 velocidades hacen de él un automóvil eficiente y con gran potencia.

Aleix Vidal, es uno de los futbolistas que conducen un coche de lujo y su elección es este R8 Spyder. El precio de este descapotable de Audi oscila en torno a los 210.000 euros. Su capota abatible hace las delicias de los fanáticos de los coches deportivos con grandes prestaciones sin abandonar el tono agresivo.

Bugatti Chiron

El Bugatti Chiron está entre los diez coches más caros del mundo según Forbes. Sus 3 millones de euros están invertidos en un diseño espectacular que incluye un doble techo de cristal, en su versión Sky View, que llama la atención desde el primer momento.

Este superdeportivo, sustituto del Bugatti Veyron, salió al mercado en 2016. Por aquel entonces muchos admiradores de la marca echaron de menos una versión sin techo de la joya de Bugatti. La marca francesa se hizo de rogar y en agosto de 2018 presentó en el salón de Ginebra la versión con doble techo de cristal, convirtiéndose en uno de los modelos de coche deportivo más originales del mercado.

Ahora que ya conoces los coches descapotables más caros y curiosos del mercado solamente te queda probarlos. Escoge el que más te guste y pliega la capota.

Good Year Kilometros que cuentan