DestinoGoodyear: 10 sabías qué sobre la Giralda de Sevilla

Si hablamos de Sevilla, ¿qué edificación emblemática se te viene a la cabeza? Descubre con Goodyear 10 ‘sabías qué’ sobre la Giralda

Si hablamos de Sevilla, ¿qué edificación emblemática se te viene a la cabeza? El campanario de la Catedral de Santa María de la Sede es más conocido que la propia catedral. ¿Por qué? Los 97,5 metros (101 si incluimos el Giraldillo) que mide la Giralda hicieron que durante siglos fuese la edificación más alta de España, motivo más que suficiente para que la torre almohade alcanzase la fama. Descubre gracias a Goodyear 10 sabías qué sobre la Giralda.

¿Sabías que inicialmente la Giralda se llamaba Triunfo de la Fe Victoriosa? Durante el imperio almohade, Sevilla era la capital de al-Ándalus. En este periodo se llevaron a cabo varias construcciones en la capital hispalense entre las que destacó la creación de una nueva mezquita mayor con una torre de la oración de gran tamaño. La construcción tardó varios siglos en estar completada, tras sufrir varios parones y haber sido parcialmente derruida por un terremoto. En 1248 Fernando III reconquistó Sevilla y renombró la torre como Triunfo de la Fe Victoriosa. Decidió modificar la estructura de la torre para cristianizarla añadiendo 24 campanas y, años más tarde, mandaría añadir el Giraldillo para que hiciese de veleta. Desde entonces pasó a llamarse Giralda, que significa “que gira”.

¿Sabías que es más alta que el Big Ben? La Giralda tiene más altura que muchas torres famosas: El Big Ben mide 96 metros; la Torre de Pisa, 55,8 metros; la Torre de los Clérigos de Oporto, 75,6 metros; y el Acueducto de Segovia, 28,5 metros.

¿Sabías que una frase en latín recorre todas las caras de la torre? Hay una leyenda que dice que bajo la torre, se enterraron muchos tesoros y figuras visigodas y romanas prohibidas por el Islam. Aunque no sea verídica, lo que sí que es cierto es que muchas de las piedras de sus cimientos fueron aprovechadas de antiguas construcciones y tienen versos en latín. Aunque hubo un verso que se añadió más tarde. Tras la reconquista de Sevilla a Fernando III se le ocurrió añadir a lo largo de la torre la frase: “Turris fortissima nomen DNI Proverb. 18” que significa “La torre más fuerte es el Nombre del Señor”. Se corresponde con el versículo 10 del Proverbio 18 del Antiguo Testamento.

¿Sabías que sobre la Puerta del Lagarto hay un cocodrilo, un colmillo de elefante, la boca de una jirafa y un bastón de mando? En 1260, el sultán de Egipto regaló al rey Alfonso X un cocodrilo vivo, una jirafa y un colmillo de elefante, para pedir la mano de su hija Berenguela. El rey declinó la oferta y los presentes reales fueron a parar al edificio anexo a la Catedral de Sevilla que era la residencia del embajador. Los animales no tenían los cuidados necesarios y murieron al poco tiempo. El embajador, al no saber qué hacer, los colgó del dintel de la puerta donde ya había dejado el colmillo. Con el paso de los años el embajador tuvo que regresar a Egipto y antes de marchar dejó su bastón de mando junto a los regalos que en su día había mandado el sultán. Con el paso del tiempo los animales disecados y el resto de objetos fueron cambiados por esculturas en madera y así han llegado a nuestro días.

Curiosamente, por aquel entonces se desconocían los cocodrilos en España, así que creían que el regalo del sultán era un lagarto de grandes dimensiones. Por ello la puerta se denomina de Puerta del Lagarto.

¿Sabías que el Giraldillo fue la figura más grande del Renacimiento europeo? La escultura fue añadida en 1568. Fue creada por Bartolomé Morel; pesa 7,5 kilos y mide 3,47 metros. Funciona como veleta y representa la fe de la religión cristiana. En 1995 fue sustituido por una escultura de bronce hecha a partir de un molde de la original mientras era restaurada. Dicha restauración finalizó en 2005, momento en el que el rey Juan Carlos I fue a ver el resultado de las obras siendo el primer rey que veía el Giraldillo cara a cara.

¿Sabías que hay otras giraldas en España y en el mundo? En L’Alborç (Tarragona) hay una réplica de la Giralda a escala 1:2. Joan Roquer i Marí y Candelaria Negravernis recibieron una gran herencia de un tío indiano y decidieron, tras un viaje por Andalucía, realizar varias réplicas de las joyas arquitectónicas que vieron allí en su residencia de L’Alborç. De este modo crearon una giralda que en su interior alberga un patio de leones como el de la Alhambra de Granada y un Salón de Embajadores como el de los Reales Alcázares de Sevilla. Además, hay otras réplicas en Badajoz y Kansas City y ha servido de inspiración durante la construcción de la Universidad de San Juan (Puerto Rico) y en algunos minaretes de Rusia y Polonia.

¿Sabías que el Madison Square Garden tuvo una réplica de la Giralda? En 1890 el edificio del Madison Square Garden fue reconstruido y durante las obras decidieron añadir una réplica de la Giralda. Sin embargo, tres décadas más tarde las deudas asolaban a sus dueños que acabaron vendiendo el inmueble y los nuevos administradores mandaron destruir el edificio por completo y lo rehicieron de nuevo de forma totalmente diferente.

¿Sabías que la Giralda fue utilizada como pararrayos? El 25 de abril de 1884 y la noche del 20 de junio de 1885 hubo dos tormentas eléctricas que, debido a las dimensiones de la torre, descargaron gran parte de sus rayos sobre la Giralda. Las descargas eléctricas ocasionaron muchos destrozos en la estructura y el Ministerio de Fomento decidió ponerle fin con la ayuda de un invento que Benjamin Franklin había ideado unas décadas antes: el pararrayos. Las viviendas y construcciones cercanas se beneficiaron de este hecho, porque el rango de acción de una torre tan alta era muy amplio.

¿Sabías que el único reloj de sol al que no le da el sol se encuentra en Sevilla? En la Terraza de las Azucenas de la Giralda hay dos relojes de sol: uno en la cara sur y otro en la cara norte. Sin embargo ambos relojes están diseñados para ser orientados hacia el sur, por lo que el de la cara norte nunca ha dado la hora.

¿Sabías qué finalidad tenían las cadenas que rodean la catedral y la Giralda? En 1565 se pusieron estas cadenas para marcar el límite de la jurisdicción civil. Así, los puestos de los mercaderes no podían pegarse a los muros de la catedral y los días de lluvia los caballos no podían acceder al recinto que pertenecía al templo. Además tenían otra finalidad: delimitan el derecho de asilo de aquellos que acudían para exigir concesiones ante la dureza de la justicia.

La Giralda vigila Sevilla desde lo alto. A ella se han subido Papas para dar misa y ha sido escenario (con polémica) de libros como Fortaleza Digital de Dan Brown. Es el símbolo de una ciudad con gran dinamismo que tiene muchos planes para disfrutar en familia y muchos secretos por descubrir.