Las mejores cascadas para bañarte en verano

8 agosto | 2019 | Goodyear

Pocas cosas hay en el mundo que relajen más que el sonido del agua al batir contra las rocas. No sólo eso, contemplar el mar es uno de los grandes placeres de la vida, que transmite un estado de paz casi inigualable. Pero si unimos el sonido del agua con el espectáculo que forma al caer por lugares naturales, la combinación es majestuosa. Por eso hemos decidido coger nuestro coche para recorrer todo el país en busca de las mejores cascadas de España.

Salto del Nervión (Álava – Burgos)

Con 222 metros de altura, el Salto del Nervión es el más grande de todo el país. El agua cae desde una altura impresionante formando un espectáculo que solo se puede entender cuando se observa en primera persona desde el conocido como Mirador del Nervión. Se encuentra en el límite entre las provincias de Álava y Burgos, en las inmediaciones del puerto de Orduña, y hasta aquí se acercan cada año miles de personas atraídas por esta maravillosa atracción natural.

Cascada del Nervión

Pozo de los Humos (Salamanca)

En el Parque Natural de Arribes del Duero, entre las localidades salmantinas de Masueco y Pereña, se encuentra el Pozo de los Humos, una de las cascadas más impresionantes de España. El río Uces se lanza al vacío desde más de 50 metros para salvar el desnivel en su recorrido, formando un auténtico estruendo una cortina de agua que abraza todo el lugar. Esa sensación de que el ambiente está invadido por el humo es lo que da nombre a este espectacular paraje castellano.

Orbaneja del Castillo (Burgos)

No salimos de Castilla y León para llegarnos hasta el que, a buen seguro, es uno de los pueblos más bonitos de todo el país. Orbaneja del Castillo sorprende con su estilo medieval, pero son sus múltiples cascadas de agua las que han puesto este lugar en el mapa turístico español. El pueblo está atravesado por un arroyo que llega casi a tocar las casas y que termina cayendo en cascada al Ebro en un salto de agua que pone los pelos de punta. Es una excursión obligatoria para quienes visiten esta parte del norte de España, en la que también se pueden visitar las cuevas naturales de la zona.

Monasterio de Piedra (Zaragoza)

Nuévalos es una pequeña localidad del sureste de Zaragoza, casi en el límite de provincia con Soria y Guadalajara. Allí se encuentra el Monasterio de Piedra, un templo de finales del siglo XII que mandaron construir 13 monjes cistercienses. Allí se encuentra uno de las cataratas más visitadas de España: tiene 50 metros de caída libre y es el salto de agua más espectacular de este parque natural, aunque hay muchos más que, sobre todo en primavera, hacen las delicias de los visitantes.

Cola de Caballo (Huesca)

Dicen quienes la frecuentan que es una de las joyas de los Pirineos, y no es para menos. Se trata de la Cascada de Soaso, aunque todo el mundo la conoce como Cola de Caballo, y se encuentra en el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido, declarado Patrimonio de la Humanidad desde 1997. Hasta allí llega una de las rutas de senderismo más conocidas de toda la provincia de Huesca y que permite admirar en todo su esplendor el Circo de Soaso, una planicie de origen glaciar que impresiona al estar rodeada por enormes paredes de piedra.

Cascada del Ézaro

Cascada del Ézaro (A Coruña)

En plena Costa da Morte, en el municipio de Dumbría, termina su recorrido el río Jallas, formando la única cascada de toda Europa que desemboca en el mar. Se trata de un salto de agua de más de 40 metros que tiene otra particularidad: está iluminada por la noche, lo que permite disfrutar de un espectáculo maravilloso tanto de día como después de la puesta del sol. El mirador construido en sus alrededores es magnífico para poder pasar horas disfrutando de este lugar único.

Nacimiento del Río Cuervo (Cuenca)

No solo en el norte de España hay cascadas espectaculares y el Nacimiento del río Cuervo, en la provincia de Cuenca, es un gran ejemplo. Se localiza en Vega del Codorno, una pintoresca localidad perfecta para utilizar como base de operaciones en esta visita, y fue declarado Monumento Natural en 1999. Se puede acceder hasta el lugar por un sencillo sendero accesible para discapacitados que permite disfrutar del agua que se precipita sobre las rocas y el musgo.

Nacimiento del Río Mundo (Albacete)

Aún más al sur, en plena Castilla La Mancha, encontramos un oasis de vegetación en la Sierra del Segura. En este lugar, el agua cae desde una cueva situada a más de 80 metros de altura, formando un tremendo estrépito. Pero, además, quienes visiten este paradisiaco lugar podrán encontrarse con un fenómeno único: se le conoce como ‘el reventón’ y se forma cuando el agua, en determinadas condiciones físicas, brota a gran velocidad, como si de una manguera se tratase. Es un espectáculo que asombra a personas llegadas de todo el mundo.

No están todas las que son, pero sí son todas las que están. ¿Qué te parece esta ruta por las mejores cascadas de España? Pues elige destino, coge el coche y haz kilómetros de calidad a la busca de paisajes de ensueño.

Good Year

Si quieres saber más de motor, rutas en coche, viajes y planes, déjanos tu e-mail y te mantendremos informado de toda la actualidad

¡Prepárate para tu siguiente aventura con GoodYear!

Good Year Kilometros que cuentan