Ruta del cava: conoce los lugares más emblemáticos del Alt Penedès

Descubre con Goodyear y Eva Puente Maya, de Dónde vamos Eva, la ruta del cava, un recorrido en coche para disfrutar de los lugares más emblemáticos del Alt Penedés.

A tan solo sesenta kilómetros de la Ciudad Condal, existe una interesante ruta enoturística que te adentra en una comarca con nombre de cava: El Penedès, conocida como “La Toscana Española” por el parecido razonable con la región italiana.

Te proponemos, en esta ocasión, una escapada de dos días donde combinaremos visitas a bodegas, rico patrimonio, delicados paisajes y exquisita gastronomía. Un planazo de ruta a través de carreteras locales donde tus compañeros serán los extensos viñedos del Alt Penedès y la montaña de Montserrat. ¿Suena bien verdad? ¡Empezamos!

Día 1: De Vilafranca del Penedès a Sant Sadurní d’Anoia

Vilafranca del Penedès

A menos de una hora de Barcelona comenzamos la ruta en la capital de la comarca, Vilafranca, una atractiva ciudad que combina un casco histórico medieval con interesantes reminiscencias del modernismo. Visita obligatoria es el VINSEUM-Museo de las culturas del Vino, situado en la antigua casa palaciega de los reyes de la Corona de Aragón.

Antes de marcharte degusta una copa de cava y prueba las tapas de la Taberna del museo, su patio gótico es un rincón único para maridar la bebida estrella de la comarca.

Bodegas cava en Penedés

Bodegas Torres insignia del Penedès

Toma después la carretera BP-2121, conduce a través de un precioso paisaje de delicadas colinas y verdes viñedos hasta Bodegas Torres, en Pacs del Penedès. Disfruta de una inolvidable experiencia con la visita a la bodega.

Sant Martí Sarroca, conjunto medieval

Unos kilómetros más adelante, en la misma BP-2121 detente en Sant Martí Sarroca, aparca el coche y sumérgete en su pequeño núcleo histórico donde descubrirás una de las joyas medievales de Cataluña.

Gastronomía de la “viña” en La Granada del Penedès

Hay que regresar hasta Vilafranca y tomar la C-243a para llegar hasta el secreto mejor guardado del Penedès. En la localidad de La Granada, la familia Ferré Catasús (propietarios del emblemático local “Els Quatre Gats” de Barcelona) sorprende al visitante con una bellísima masía modernista, El Sumoll, que funciona como bodega y restaurante. Déjate mimar por su cocina y la interesante carta de vinos.

Bolardos en Sant Sadurní

Sant Sadurní d’Anoia, la capital del cava

En la misma C-243a te espera la Capital del Cava, Sant Sadurní, con más de ochenta cavas distribuidas por la localidad. Callejea sin sentido mientras salen al paso interesantes casas modernistas. Visita alguna de sus míticas cavas como Recaredo, Gramona o Segura Viudas, pero no dejes pasar la oportunidad de adentrarte en alguna cava familiar.

No te pierdas el Centro de Interpretación del Cava y la fábrica-museo de Chocolate Simón Coll, dos lugares aptos para todos los públicos, pero sobre todo unos templos para sibaritas.

La mejor manera de acabar el primer día es disfrutar del mirador más bello del Penedès, en el castillo de Subirats. Desde Sant Sadurní tardas unos diez minutos en coche.

Relájate, disfruta de las vistas, del entorno y del bonito atardecer, aunque un poco más abajo la autopista AP-7 te devuelva a la realidad.

Día 2: Sant Sadurní d’Anoia a Gelida

De nuevo en Sant Sadurní, las legendarias Cavas Codorniu, declaradas Monumento Histórico Artístico Nacional, serán la primera parada del día. La obra modernista de Puig i Cadafalch merece una visita tranquila ya que su historia es la historia del cava en España.

Disfrutarás de un viaje subterráneo estilo Indiana Jones a través de los kilométricos pasillos de la centenaria bodega y por supuesto, de una cata comentada de sus productos.

Castellví de Rosanes, un desconocido museo privado

Una carretera de sinuosas curvas e interesantes panorámicas, la C-243b, lleva hasta la localidad de Castellví de Rosanes. La cava familiar Canals & Canals ofrece una visita guiada por su museo privado, único de este estilo en España. Toda la historia del vino recopilada en más de dos mil piezas que han viajado desde el antiguo Egipto hasta nuestros días.

Gelida y su funicular

La preciosa localidad de Gelida será el punto y final de la ruta. Disfruta de sus casas modernistas y de sus empinadas calles. Gelida presume de ser la primera localidad que tuvo funicular, un transporte de “lujo” creado para las clases sociales altas barcelonesas que veraneaban en la localidad.

En Can Panyella (junto a la estación de RENFE) encontrarás el mejor lugar para comer cocina tradicional catalana, aunque está ubicada en un cruce de caminos con autopista incluida, merece la pena parar en esta antigua masía del siglo XVI.

Terminamos la ruta en un nuevo mirador, el castillo de Gelida. Las imágenes a los viñedos y a la hipnótica montaña de Montserrat son el mejor final para esta ruta de fin de semana.

Consejo para dormir: El Hotel Can Bonastre Resort Wine (Masquefa) es una de las mejores opciones de alojamiento de la zona. Una antigua masía recuperada que funciona como bodega, hotel, spa y restaurante. ¡Un paraíso entre viñedos!

The following two tabs change content below.
Dónde vamos Eva
Hola, soy Eva Puente Maya, 50% del blog ¿Dónde vamos Eva? y 16% del blog Seis Maletas. Viajera empedernida y soñadora compulsiva. Ando recorriendo el mundo, o lo que puedo de él junto a Carmelo Caballero. También me puedes encontrar en Minube, Revista Magellán y la Conca 5.1, donde aporto mi granito de arena al mundo viajero.