Pueblos abandonados de España que merecen ser visitados

5 octubre | 2021 | Goodyear

En nuestro país hay mucho que descubrir. Descubre con nosotros los pueblos abandonados más bonitos

La España vaciada es un reto social, político y demográfico y una oportunidad para conocer y poner en valor localidades y destinos al margen de las grandes redes. Hoy te proponemos una ruta por estos pueblos abandonados en los que, aunque no te lo creas, hay mucho que descubrir.

Granadilla (Cáceres)

El origen de Granadilla se remonta al siglo IX y, de hecho, hoy se siguen conservando murallas centenarias que le dan un aspecto impresionante. A mediados del siglo XX se decidió construir un embalse en sus inmediaciones y el pueblo fue catalogado como zona inundable, procediéndose a la evacuación de todos sus vecinos. Sin embargo, este precioso pueblo extremeño nunca llegó a inundarse y sigue siendo hoy un lugar que recibe cada año a miles de visitantes. En 1980 fue declarado conjunto histórico-artístico y los amantes del cine habrán podido descubrir sus encantos en la película de Pedro Almodóvar ¡Átame! de 1989.

Belchite viejo (Zaragoza)

A 50 kilómetros de Zaragoza, el misterio que rodea a esa zona, los rincones llenos de historia y las ruinas lo hacen un lugar perfecto para escaparte este otoño. Testigo de la Guerra Civil (la batalla de Belchite en la que murieron 6.000 personas en 13 días), Belchite Viejo es uno de los lugares abandonados de España más sobrecogedores. En 1937, el pueblo contaba con 3.800 habitantes y 1.200 casas, tras la Guerra Civil, el pueblo quedó en ruinas y la que fuera villa histórica de Belchite (con un rico patrimonio mudéjar) fue despoblándose paulatinamente por las decisiones políticas tomadas a posteriori. Junto al Belchite viejo, se construyó un nuevo pueblo, el actual Belchite. Reserva visita guiada para conocer todos los secretos de Belchite el viejo tanto para hacer un recorrido por el recinto histórico de Belchite y recordar la Batalla de Belchite así como todos los sucesos ocurridos desde julio de 1936 hasta el final de la guerra civil como para realizar una visita guiada nocturna para adentrarse en sus noches misteriosas y conocer leyendas del viejo Belchite.

Belchite

Ochate (Burgos)

Este pequeño enclave burgalés guarda una ola de misterio tras de sí que ha hecho que muchas personas se refieran a él como el pueblo maldito. Todos sus habitantes desaparecieron en apenas unos años en la década de 1860, según cuentan por culpa de varias epidemias de viruela, tifus y cólera. Por eso, hoy en día son muchos los amantes de lo oculto quienes peregrinan hasta este lugar para poder buscar psicofonías y tratar de ser testigo de algunas de las apariciones que, según la leyenda, suceden allí. Apenas quedan en pie algunas casas en ruinas y parte de la torre de una iglesia y una ermita, pero los supuestos secretos que guarda Ochate siguen atrayendo a muchas personas cada año.

La Mussara (Tarragona)

Otro lugar que tiene relación con el misterio es La Mussara, un pueblo abandonado desde la década de los años 50 y al que los vecinos de Vila Plana llaman “pueblo fantasma”. Cuenta la leyenda que se trata de una puerta dimensional y que las personas que llegan hasta aquí desaparecen y pasan a otro lugar desconocido al que los entendidos conocen como ‘la villa del seis’. Leyenda o realidad, lo cierto es que son muchas las personas que se acercan hasta este punto de Tarragona para visitarlo.

Umbralejo (Guadalajara)

En plena sierra de Ayllón destaca este bonito pueblo marcado por los tejados de pizarra negra. Umbralejo se quedó vacío en los años 70, pero desde 1984 está incluido en el PRUEPA, el Programa de Recuperación y Utilización Educativa de Pueblos Abandonados. Gracias a ello, este pueblo medieval está recuperando su esplendor y se están rehabilitando muchas de sus viviendas, lo que está generando un turismo rural muy interesante. Umbralejo se puede visitar cada día.

Umbralejo

Candelago (Corme, A Coruña)

Tiene unas vistas impresionantes sobre la Costa da Morte y se encuentra apenas a un par de kilómetros del mar, pero eso no es suficiente para que la aldea de Candelago se pueble. De hecho, todas las viviendas que componen este enclave rural están en venta y sus propietarios se desharían de ellas por apenas 200.000 euros. Un lugar mágico donde no vive nadie, a pesar de sus muchos encantos.

San Adrián del Monte (Asturias)

Este pueblo del interior de Asturias llegó a ser un importante centro de molienda de cereales y, de hecho, llegó a tener hasta 4 molinos operativos. Sin embargo, de las casi 50 edificaciones que llegó a tener, apenas queda nada en pie: solo el cementerio y la iglesia están en buen estado, mientras el paso del tiempo y el abandono ha hecho mella en el resto. San Adrián del Monte comenzó a quedarse vacío en los años 60, pero fue a finales del siglo pasado cuando, definitivamente, se marcharon todos sus vecinos.

 Ribadelago (Zamora)

La historia de Ribadelago es diferente a la de otros pueblos de este reportaje. Aquí no se obligó a nadie a marcharse, sino que fue una catástrofe natural la que se llevó por delante la mayoría de las edificaciones. La presa de Vega de Tera se rompió en enero de 1959 y el agua destrozó la mayor parte del pueblo, matando a uno de cada cuatro habitantes. Esta localidad zamorana está tratando de ser recuperada hoy en día y Ribadelago se divide ahora entre los habitantes del pueblo nuevo y los que viven en el pueblo antiguo.

Ribadelago

Berfull (Valencia)

Este pueblo, a mitad de camino entre Xátiva y Alcira, fue dominado por los árabes hace muchos siglos y hoy en día sigue habiendo vestigios de su presencia en los restos de las murallas que lo rodeaban. Eso le hizo ser catalogado como bien de interés cultural, aunque hoy muchas de sus 23 casas están ocupadas.

Si esta ruta por los pueblos abandonados te ha parecido interesante, te recomendamos otra ruta por lugares abandonados de nuestro país, donde encontrarás fábricas, estaciones de tren o impresionantes construcciones que te sorprenderán.

Good Year

Si quieres saber más de motor, rutas en coche, viajes y planes, déjanos tu e-mail y te mantendremos informado de toda la actualidad

¡Prepárate para tu siguiente aventura con GoodYear!

Good Year Kilometros que cuentan